Menú superior

      

Óscar Domínguez, la fotografía necesaria

La fotografía de naturaleza es la más humana que existe. Nos acerca, nos enseña, nos sensibiliza. Cuentan que unas fotos de finales del Siglo XIX en las que el Gran Cañón y Yellowstone exhibían toda su grandeza fue lo que acabó de convecer a las autoridades de su necesaria conservación. Óscar Dominguez sigue esta estirpe. Es un observador natural, un curioso permanente y un paciente camaleón. Este naturalista y viajero incondicional que se dedica a la fotografía tiene una sensibilidad a flor de piel que le permite descubrir los entresijos de nuestro mundo. Es fotógrafo, viajero, naturalista y también conservacionista.

A través de sus fotos da voz no sólo a remotos paisajes sino también a sus habitantes. Montados en Deep Wild Photo anochecemos en Ladakh, vemos los rostros que pueblan el Thamel en Kathamndú, contemplamos como una serpiente se asoma escrutante en el parque vietnamita de Cat Tien, nos mojamos por las calles de la majestuosa Budapest, y nos llega el mantra funerario de los lamas del Monasterio de Hemis. Siempre observamos sin ser vistos, mimetizados con el entorno. La mirada se integra sin alterar lo más mínimo, ni aquí ni en la mesa de edición. Es lo que hace los documentos de Óscar Domínguez más intensos, más auténticos, más vividos y con más vida. En las fotos de Óscar se siente el frío del Himalaya, la sequedad de las praderas de Ladakh, la calidez de los ambientes asiáticos, y  eso, a todos nosotros, nos hace necesariamente responsables de su protección.
Fotógrafo de vida salvaje y viajes además de alpinista, viajero incondicional y naturalista entusiasta. Empecemos por el principio, ¿qué fue antes, el fotógrafo, el viajero o el naturalista?
Antes de todo agradecerte enormemente la oportunidad de realizar esta entrevista.
Naturalista primero, fotógrafo segundo y por último, viajero.
¿Cómo nacen y se relacionan estas 3 pasiones?
La pasión por la naturaleza nace de la mano de mis dos abuelos. Con ambos compartí mis primeras excursiones y muchas de mis observaciones memorables. Supongo que ellos me impregnaron de la pasión que ahora me sirve de combustible.
En cuanto a la fotografía no recuerdo un momento concreto en el que decidiera empezar a hacer fotos.
Actualmente las tres pasiones son sólo una y el objetivo de todos mis viajes es fotografiar naturaleza.
¿Recuerdas la primera cámara que tuviste?

Guardo un especial recuerdo de la primera cámara “seria” que tuve, una Canon T90 de segunda mano con la que fotografiaba mis excursiones y escaladas. Su solidez y el sonido al disparar me tenían fascinado.

¿Vives de tus fotos o compaginas la fotografía con otra actividad laboral?
Desde este pasado mes de mayo me dedico exclusivamente a la fotografía. Bajo mi punto de vista es complicado abrirse camino en algo si sólo le dedicas tu tiempo libre y, especialmente, si éste es escaso. He estado compaginando la fotografia durante años con mi anterior trabajo pero siento que he avanzado mas en estos meses de dedicación absoluta que en los últimos cinco años.

¿Cuál fue tu primer viaje fotográfico?
Hace unos años viajé a Marruecos sabedor de que la revista Altaïr iba a publicar un monográfico sobre el país norteafricano. En cierta medida adapté mi viaje y decidí visitar lugares que, a priori, podian ser tratados en dicho monográfico sacrificando otros menos comerciales (pero mas interesantes a mi modo de ver).

Visto con perspectiva, ¿cómo ha cambiado desde entonces tu manera de fotografiar y el planteamiento de los viajes?
Actualmente mi planteamiento es totalmente opuesto. Escojo mis destinos en función, única y exclusivamente, de mis intereses fotográficos y esto me beneficia en dos direcciones: la primera es que mantengo mi motivación a niveles elevados y la segunda es que una vez de vuelta no me llevo sorpresas.

Entre los viajeros hay 2 tipos: los que preparan a conciencia los viajes y los que se dejan llevar. En tu caso imagino que la documentación es muy importante a la hora de realizar tu trabajo en destino. 
Documentarse antes de realizar un viaje es fundamental, de hecho, se podría decir que el viaje ya empieza cuando uno lo está preparando. Todo lo que puedas controlar y conocer desde casa es energía que podrás utilizar en tomar fotografias una vez estés en tu destino. De todos modos, en todos mis viajes, siempre suelo dejar algunos días sin ningún objetivo definido para dedicarlos a, sencillamente, vagabundear con la cámara.

¿Podrías compartir con todos nosotros de qué manera lo haces: si ves fotos de otros profesionales sobre los sitios que vas a visitar, lees libros, ves revistas…..?
Bajo mi punto de vista todas las fuentes de información son interesantes… Digamos que la vida es demasiado corta para reinventar la rueda, por lo tanto hay que aprovechar cualquier oportunidad para obtener información. Siempre intento buscar lugares que no estén excesivamente fotografiados (faunísticamente hablando) añadiendo así, una motivación extra al viaje.
El proceso de preparación empieza con las especies que puedo observar y fotografiar, los espacios naturales, sus accesos y alojamientos, permisos y guías locales. La elección de un buen asistente local puede determinar, en muchas ocasiones, el éxito del trabajo.

¿Qué fotógrafos te sirven de inspiración para tu trabajo?
Mis fuentes de inspiración son muchas y variadas. Por un lado algunos grandes fotógrafos de naturaleza como Michael “Nick” Nichols, Jim Brandenburg, Vincent Munier, Tim Laman o Pål Hermansen por sus extensos trabajos en lugares remotos y difíciles, como las selvas centroafricanas y las islas del ártico.
También siento especial predilección por las imágenes y la visión del fotógrafo sueco Mattias Klum, su trabajo, Bornean Rainforest, es una constante referencia para mi.
En el ámbito de la fotografía de montaña Galen Rowell por su combinación total entre fotógrafo, alpinista y comunicador.
Actualmente he ampliado mis fuentes de inspiración y sigo con interés a varios fotógrafos humanitarios como Gavin Gough, Jeffrey Chapman o Matt Brandon y a otros de viajes como Mitchell Kanashkevich o Nevada Wier.
Una constante en mi vida también es la música y voy a todas partes con ella… me ayuda y me inspira constantemente.

Sin duda, entre mis blogs de referencia, se encuentran el de David du Chemin por sus ideas y planteamientos, el de Chase Jarvis y el de Bruce Percy. En España también sigo algunos blogs muy interesantes como Naturpixel.

Ladakh, en la India, es uno de los lugares que más te ha fascinado en el mundo. ¿Qué es lo que tiene este lugar tan especial para hacer fotos?

Lo que más me fascina de Ladakh es su aislamiento y autenticidad. Además siento una especial predilección por la fauna esquiva de las grandes montañas.

¿En qué territorio te gustaría establecerte durante unas semanas para fotografiar y en el que no hayas estado?
Hay muchos sitios donde me gustaría fotografiar durante semanas como las selvas de Java, la península de Taimir en Siberia, el corredor de Wakhan en el Pamir afgano o el estado de Arunachal Pradesh en la India.

Viajar a paisajes remotos tiene inevitablemente sus cosas buenas, pero también genera algunos inconvenientes como, por ejemplo, la conciliación, ¿es duro desde el punto de vista personal compaginar una cierta vida familiar con este trabajo?
Suelo realizar dos o tres viajes al año en función del trabajo. Con el paso del tiempo he modificado el modo de viajar y prefiero permanecer mas tiempo en cada lugar. Muchas veces estoy bastantes días seguidos en un espacio natural sin grandes comodidades y prefiero estar sólo o con mi asistente local para poder estar concentrado. Esto me ha llevado a entablar verdaderas amistades con las personas que viven en esos lugares. Pero como en todas las profesiones hay momentos difíciles, especialmente, cuando las cosas no salen como estaban planeadas (y eso pasa a menudo).

Mucha gente piensa, cuando dices que eres fotógrafo, que cuando estas de viaje estas de vacaciones. Para un fotógrafo el viaje no tiene sentido si no obtiene las imágenes que persigue.

¿Qué equipos utilizas durante los viajes?

Suelo viajar con dos cuerpos de cámara (5D MkII y 40D) y mis objetivos habituales son un zoom 24-70 f/2.8 L, un 100 f/2.8 Macro y un 500 f/4 L IS. Además de un trípode sólido, tarjetas de memoria, baterias, cargadores, un MacBook y 2 discos duros para copias de seguridad. Nunca viajo sin un buen botiquín.

También haces Talleres o Workshops, ¿cómo ves el nivel de los fotógrafos ahora mismo en España y qué consejos darías a los que empiezan?
El nivel de los fotógrafos es, en general, muy bueno, pero creo que hay demasiada obsesión con el equipo y la tecnología. Parece que resulta mas fácil comprar un objetivo o un filtro nuevo que ponerse a pensar en cuestiones de visión o actitud. En muchos talleres los alumnos aparecen con equipos impresionantes pero luego no madrugan el día que salen a hacer fotos.
Creo que es difícil dar consejos ya que la situación o el punto de partida de cada uno es diferente. Desde mi humilde opinión creo que lo mas importante es trabajar muy duro y perseverar. Nadie piensa en las horas de entrenamiento y sacrificio cuando un deportista es campeón del mundo. Si uno hace algo que ama y pone los cinco sentidos en ello eso se refleja en los resultados. La pasión es seguramente el mejor combustible y cuando uno hace algo apasionadamente, los demás lo perciben…
Los errores también ayudan, hay que verlos con perspectiva e intentar aprender de ellos.
Los inicios son duros… y muchas acciones no producen ingresos directos… lo de antes, perseverancia y trabajo duro. No hay atajos.

¿Qué características debe tener un buen fotógrafo de naturaleza y de viajes?

Supongo que es imprescindible ser un curioso obsesivo. En el caso de querer fotografiar vida salvaje es de vital importancia tener unos mínimos conocimientos acerca de las costumbres y comportamiento de aquellas especies que quieres fotografiar y, en algunos casos, estar dispuesto a estar en lugares un poco incómodos. Es muy importante contar con la ayuda de la población local que conoce, muchas veces, los lugares exactos donde encontrar los animales.
También creo que es muy importante estar dispuesto a improvisar, ya que en la naturaleza no hay nada asegurado y todo cambia rápidamente. Además, en la mayoría de ocasiones, es difícil pronosticar unos resultados en un determinado período de tiempo. La paciencia y la perseverancia son esenciales.

El mundo de la fotografía cambia cada día, al menos el tecnológico, al mismo tiempo que parece que hay un auge mundial de la fotografía. ¿Cómo ves actualmente el panorama fotográfico y hacia donde crees que camina la profesión?

Cuando empezaba sólo pensaba en ver mis fotos publicadas. En estos momentos con la implantación de las nuevas tecnologías todo ha cambiado y por así decirlo, el sueldo de un fotógrafo, se compone de muchas otras cosas. En mi caso los cursos y talleres me permiten poder trabajar en temas que me interesan con más profundidad y son una fuente de ingresos importante. A todo esto me está resultando de gran ayuda mi presencia online.
Internet se ha convertido en una herramienta muy potente, o mejor aún, indispensable. Es de vital importancia tener una presencia sólida, constante y honesta. Es un modo de poder enseñar lo que haces y de intercambiar consejos e información con otros fotógrafos. Como muestra esta entrevista.

Creo que Facebook y Twitter son, actualmente, canales imprescindibles de promoción para cualquier creativo y les dedico bastante tiempo al día.
Además el fotógrafo actual debe tener amplios conocimientos de marketing y ser un buen comunicador.

Coméntanos algunos proyectos que tengas entre manos y otros que harás próximamente.
Sin duda, el proyecto mas importante actualmente es Focus on Planet. Un proyecto para compartir fotografía y concienciar de la fragilidad y belleza de nuestro planeta. Un punto de partida de muchos otros proyectos que iran tomando forma estos próximos meses.
También estoy trabajando intensamente en un Workshop Fotográfico para 2011 en Ladakh donde compartiré toda mi experiencia, pasión y conocimientos sobre el terreno. Quince días de fotografía y naturaleza en estado puro.

Para terminar me gustaría que compartieras con todos los lectores tu sueño fotográfico.
Mi sueño es lo que estoy viviendo ahora, el esfuerzo del día a día, en conseguir que aquello que amo se afiance y se convierta definitivamente en el eje de mi vida. Por suerte me considero afortunado y cuento con el apoyo de mi familia en todo momento.

9 Responses to Óscar Domínguez, la fotografía necesaria

  1. Anonymous 23 Noviembre, 2010 at 21:24 #

    Un acierto,como siempre. Personaje interesante, contenido muy completo y fotos impresionantes.
    Enhorabuena!!! Besos. Blanche Bertrand

  2. Anwar Vazquez 23 Noviembre, 2010 at 22:37 #

    Una entrevista muy interesante, deja entrever que la guía en este mundo fotográfico es la pasión por ella.

    Me gustó mucho, la disfruté.

  3. Javier Falcó 24 Noviembre, 2010 at 8:07 #

    Buena entrevista y excelente entrevistado. Salu2

  4. Mariluz 24 Noviembre, 2010 at 11:32 #

    Fantástica entrevista, me ha encantado. Oscar es un crack!

  5. JR Álvaro González 24 Noviembre, 2010 at 12:08 #

    Muchas gracias por los comentarios, aunque yo solo me he limitado a hacer las preguntas y colocar las fotos. Óscar es un tipo muy amable y con las cosas muy claras, espero que podamos seguir colaborando en otros trabajos. En la entrevista se muestra como es: sincero, directo y amable.

  6. Òscar Domínguez 24 Noviembre, 2010 at 14:43 #

    Muchas gracias a todos por los comentarios. Además de haber disfrutado mucho preparando la entrevista tengo que reconocer que JR ha captado muy bien tal y como soy. Yo también espero que podamos seguir colaborando juntos, de hecho, espero poder compartir cualquier cosa relacionada con la fotografía con muchos de vosotros.
    Un abrazo.

  7. Perro Rojo 25 Noviembre, 2010 at 18:32 #

    Que sitio mas interesante. Bellisimas fotos, prometo pasar por aqui a menudo. Saludos desde Bolivia.

  8. Los viajes que no hice 15 Diciembre, 2010 at 21:56 #

    Soy la persona más urbanita que conozco. Y los bichos no me gustan. La naturaleza sí, si yo no estoy caminando por ella, porque me caigo en lo más llano. Y, sin embargo, me gustaría saber hacer fotos como éstas.
    O saber hacerlas sin más. Pero como éstas, también.

  9. JR Álvaro González 15 Diciembre, 2010 at 23:01 #

    Pues Olga, te espero en un Taller que Óscar Domínguez va a dar proximamente en Badajoz. Allí aprenderemos algo de esto, es decir, como hacer creaciones realmente buenas y potentes.
    Un abrazo….

Deja un comentario

Todos los derechos reservados